Úlcera corneal, síntomas y tratamiento

Una úlcera corneal es una llaga abierta o un defecto epitelial con inflamación subyacente de la córnea, la estructura transparente en la parte frontal del ojo. La córnea cubre el iris, que es la parte coloreada del ojo y está separada del iris por el líquido acuoso en la cámara anterior del ojo.

Síntomas de las úlceras corneales

  • Sensación de algo en el ojo
  • Mancha gris o blanca en la córnea
  • Inflamación o enrojecimiento de los ojos
  • Dolor o molestia en los ojos
  • Descarga del ojo
  • Visión borrosa
  • Sensibilidad a la luz

Puede experimentar síntomas más parecidos a una infección ocular antes de notar la úlcera ocular. Si tienes alguno de estos síntomas, deberías visitar a tu oculista o médico de cabecera lo antes posible.

¿Qué aspecto tiene una úlcera corneal?

En algunos casos puede que sienta los síntomas de una úlcera ocular, pero puede que sea demasiado pequeña para verse. Normalmente, una úlcera corneal tiene el aspecto de una mancha o parche gris o blanco en la córnea transparente de la parte delantera del ojo.

¿Qué causa una úlcera corneal?

Las causas comunes de las úlceras corneales incluyen:

  • Infecciones bacterianas
  • Infecciones virales
  • Lesiones oculares o pequeños rasguños en el ojo
  • Síndrome de ojo seco
  • Los usuarios de lentes de contacto corren un mayor riesgo de desarrollar úlceras corneales, especialmente si no siguen los consejos de higiene o si usan demasiado sus lentes de contacto. En estos casos, las infecciones bacterianas de las lentes de contacto o de su estuche son la causa más común de las úlceras corneales.

Diagnóstico

Una persona que cree que él o ella podría tener una úlcera corneal debe buscar atención médica de inmediato. Tras una inspección inicial en una sala de emergencia o en el consultorio del oftalmólogo, un médico usa un microscopio especializado para examinar cuidadosamente la úlcera. Si no está claro cuál fue la causa de una lesión, el médico toma una muestra de tejido para análisis de laboratorio. Los exámenes de laboratorio pueden revelar la presencia de bacterias, virus u hongos y ayudar al médico a determinar el curso apropiado de tratamiento.

Tratamientos de las úlceras corneales

Si experimenta alguno de estos síntomas mencionados anteriormente, debe visitar a su óptico, médico de cabecera o al departamento de urgencias oculares lo antes posible para recibir asesoramiento y tratamiento.

El tratamiento de las úlceras corneales suele consistir en gotas oculares medicadas intensamente para tratar las causas bacterianas o virales. Si utiliza lentes de contacto, debe llevar sus lentes y su estuche cuando busque consejo o tratamiento, ya que esto ayudará a identificar qué tipo de bacteria está causando la úlcera ocular. Sólo una vez que se le haya dado el visto bueno, debería volver a usar lentes de contacto nuevos. También es una buena idea evitar el uso de maquillaje de ojos o tocar el ojo innecesariamente durante el período de tratamiento.

Si usa lentes de contacto, es importante que cuide sus lentes limpiándolos adecuadamente, reemplazando el estuche regularmente y asegurándose de no exceder el tiempo de uso recomendado. Esto ayudará a reducir la posibilidad de que le salga una úlcera en la córnea.

Las úlceras corneales suelen ser fáciles de tratar con colirios y medicamentos orales que contienen propiedades antivirales, antibacterianas o antifúngicos. Mediante la aplicación de gotas diarias y evitar la exposición excesiva a la luz brillante, una úlcera generalmente cura en menos de tres semanas.

Un paciente que usa lentes de contacto puede ser instruido para usar lentes lugar durante la fase de curación. Además, un médico puede explicar la importancia de la eliminación de las lentes de contacto a la hora de acostarse y la limpieza adecuada de la lente para ayudar a reducir el riesgo de que se repitan las úlceras oculares.